• version imprimible
Miércoles, abril 8 de 2020

Ministro de Hacienda: El Estado va a estar presente para apoyar a los más vulnerables cada vez que sea necesario

Las nuevas medidas contemplan un fondo por US$ 2.000 millones para la protección de los ingresos de los más vulnerables, trabajadores informales sin contrato, y un plan por hasta US$ 3.000 millones para aumentar las garantías estatales a los créditos y apoyar a empresas con ventas anuales de hasta 1 millón de UF.

Esta mañana el Presidente de la República, Sebastián Piñera, junto al Ministro de Hacienda, Ignacio Briones, el Ministro de Economía, Lucas Palacios, el presidente del Banco Central, Mario Marcel, el presidente de la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), Joaquín Cortez, y el Director de Presupuestos, Matías Acevedo, dieron a conocer medidas que actualizan y complementan el Plan Económico de Emergencia para enfrentar la pandemia del coronavirus (Covid-19) anunciado en marzo. 

Las medidas tienen como objetivo proteger las actividades de las empresas en el país, así como los ingresos de las personas más vulnerables.

El nuevo plan del gobierno contempla recursos por US$ 5.000 millones, de los cuales US$2.000 millones se financiarán con recortes al presupuesto y medidas de austeridad fiscal durante el año 2020.

Estas medidas se suman al Plan Económico de Emergencia anunciado en marzo y que moviliza recursos por hasta US$ 11.750 millones, equivalente a 4,7% del PIB anual.  

El Presidente Sebastián Piñera, destacó que esta actualización del Plan Económico de Emergencia “complementa las medidas tomadas por el Banco Central para fortalecer la liquidez en el mercado financiero y por la Comisión de Mercado Financiero para flexibilizar normas que permitan un mejor acceso de las empresas a los créditos”.

El Ministro de Hacienda, Ignacio Briones, destacó que estas medidas buscan ir en apoyo de las personas más vulnerables y los trabajadores informales, que se han visto afectados por la baja de la actividad económica y la imposibilidad de generar ingresos. “Por eso queremos dar una señal muy clara: el Estado va a estar presente para apoyar a los más vulnerables cada vez que sea necesario, y apoyar sus ingresos”, dijo Briones.

Dentro de las medidas, añadió, está la creación de un fondo de protección de los ingresos para los más vulnerables de US$ 2.000 millones, cifra que es 11 veces el monto que involucra entregar el bono que se aprobó hace pocos días, que llegará a cerca de 2,8 millones de personas y que tiene un costo total de US$170 millones. “Estos recursos estarán disponibles para enfrentar esta pandemia y así aplacar esta incertidumbre y angustia que muchos razonablemente pueden sentir en este minuto”, precisó.

En cuanto a los reajustes para financiar el fondo de US$ 2.000 millones, el Director de Presupuestos, Matías Acevedo, detalló: “Se trata del recorte presupuestario más ambicioso y significativo de nuestra historia reciente, y está en sintonía con las nuevas prioridades de la gente. Tal como las prioridades de los chilenos cambiaron desde marzo de este año, el Presupuesto también debe hacer un esfuerzo importante”.

Al respecto, el Ministro de Hacienda recalcó: “Nuestro presupuesto en estos meses es un presupuesto de pandemia” y explicó que “cualquier exigencia de gasto que se haga tiene que ser necesariamente aparejada de una disminución de gasto en otro ámbito”.

Medidas coordinadas por las autoridades económico y financieras

Ignacio Briones añadió que además de las medidas anunciadas por el Gobierno, se requiere del concurso de diversos actores del sistema financiero y económico para enfrentar los efectos económicos de la crisis sanitaria. En este sentido, valoró el trabajo coordinado con el Banco Central y la Comisión para el Mercado Financiero (CMF). 

El Ministro de Economía, Lucas Palacios destacó “el trabajo en conjunto porque las circunstancias históricas que vive nuestro país nos exigen que estemos a la altura y aquí hay un trabajo conjunto para generar herramientas en el sector financiero, para que las personas y empresas puedan obtener los recursos frescos que necesitan”. 

Al respecto, el presidente del Banco Central, Mario Marcel, explicó: “Enfrentamos un shock sobre la economía que es muy importante, mucho mayor que lo hemos conocido en muchos años y donde la coordinación entre las autoridades económicas es especialmente importante. Esa coordinación se refleja en la forma en la cual las medidas que vamos tomando se complementan y apoyan entre sí”.

Por su parte, el presidente de la Comisión para el Mercado Financiero, Joaquín Cortez, valoró la estrecha colaboración con el Ministerio de Hacienda, el Ministerio de Economía y el Banco Central, añadiendo que si bien en este tipo de circunstancias de crisis las herramientas más poderosas la constituyen el gasto público y la política monetaria, la CMF también está generando medidas complementarias para apoyar, entre ellas, la flexibilización transitoria de las provisiones requeridas a los bancos para facilitar la renegociación de créditos, y medidas como la postergación de requerimientos de capital de los bancos. 

Detalles de las medidas

1. Plan Protección de la Actividad Económica

Las autoridades anunciaron un potente plan de garantías por hasta US$ 3.000 millones para movilizar el crédito para empresas con ventas anuales de hasta 1 millón de UF. Este grupo corresponde al 99,8% de las empresas y el 84% del empleo. 

Con esta medida se busca entregar liquidez a las empresas para que puedan cubrir sus necesidades de capital de trabajo durante esta emergencia, lo que incluye pago de salarios, arriendos, suministros y otros.

Este apoyo se materializará a través del Fondo de Garantía de Pequeños Empresarios (FOGAPE), institucionalidad que se encuentra operativa y es conocida. La medida consiste en ampliar fuertemente el FOGAPE, tanto en su magnitud como alcance. El FOGAPE se potenciará con una ampliación de las garantías estatales en hasta US$ 3.000 millones, permitiendo financiar a empresas de hasta 1 millón de UF de ventas anuales, permitiendo otorgar créditos garantizados por unos US$ 24.000 millones, casi 10% del PIB.

Esta nueva modalidad contempla proveer de liquidez equivalente a 3 meses de ventas para las empresas elegibles y aumentar la cobertura de las garantías actuales hasta porcentajes que van entre 60 y 85% del monto del crédito. La cobertura será decreciente según el tamaño de las empresas, según el siguiente esquema:

  • Para empresas con ventas inferiores a 25 mil UF anuales, la garantía del Estado podrá llegar hasta el 85% del nuevo préstamo para capital de trabajo.
  • Para empresas con ventas de entre mil 25 UF y 100 mil UF anuales esta garantía será de hasta 80%.
  • Para empresas con ventas de entre 100 mil UF y 600 mil UF anuales esta garantía será de hasta 70%.
  • Para empresas con ventas entre 600 mil UF y 1 millón de UF anuales esta garantía será de hasta 60%.

Adicionalmente, los bancos participantes postergarán cuotas o vencimientos de las deudas preexistentes para asegurar que esta inyección de recursos entregue dinero fresco a la economía.

2. Plan de protección de los ingresos

Se crea un fondo de hasta US$ 2.000 millones, equivalente a 0,8% PIB, para la protección de los ingresos de los más vulnerables de la población. “Esto beneficiará especialmente a los 2,6 millones de trabajadores informales sin contrato de trabajo y que hoy no tienen la protección del seguro de desempleo”, destacó el Presidente Piñera. 

Su uso será flexible, a medida que la situación lo requiera y dependiendo del contexto, otorgando así capacidad al Fisco de responder a las necesidades de acuerdo a la evolución de la crisis sanitaria.

Al respecto, el Ministro de Hacienda explicó: “Esta crisis evoluciona e irá afectando de forma diversa a distintos universos de personas. Por eso es fundamental tener flexibilidad para incorporar estos cambios y llegar de mejor forma a quienes más lo necesitan”.

3. Otras medidas en coordinación con el Banco Central

Se incorporará a las facilidades de liquidez del Banco Central a Entidades de Contraparte Central y Cooperativas de Ahorro y Crédito que cumplan con estándares de regulación y supervisión. 

Esta iniciativa amplía el espectro de acción del Banco Central a entidades no bancarias. Con ello, el ente emisor podrá elevar su efectividad en su función esencial de velar por la continuidad de los sistemas de pago, adecuando su operación a los cambios en los mercados financieros en Chile y el resto del mundo, cada vez más complejos e interconectados.

Financiamiento de las medidas y recortes presupuestarios

Tal como fue mencionado, estas nuevas medidas involucran un gasto por US$5.000 millones, de los cuales US$2.000 millones serán financiados con reasignaciones presupuestarias. 

Las principales medidas de austeridad y recortes presupuestarios son:

  • Congelamiento de nuevas contrataciones y aumentos de remuneraciones en el sector público (con excepción de Salud)

Sólo se permitirán excepciones caso a caso, en que sean necesarias para la continuidad del servicio y para los concursos de alta dirección pública. De igual forma, se suspenderán a partir de hoy los aumentos de grado o sueldo de funcionarios públicos y asesores por este año.

  • Recorte en Horas Extra y Viáticos Nacionales e Internacionales

Las horas extraordinarias de los servicios públicos se reducirán en 90% de las actuales horas extraordinarias autorizadas (en marzo este ítem ya se redujo en 25%). Esto significa que los servicios públicos para este año contarán con un 7,2% de los montos anuales de horas extraordinarias aprobadas en el presupuesto 2020.

En tanto, se disminuirán los montos de viáticos nacionales en 70%, con excepción del Ministerio de Salud y los Servicios Públicos que realizan trabajos de inspección, faenas o atención en puestos fronterizos, donde la reducción será de sólo un 40%. Se reducirán todos los viáticos internacionales y gastos en viajes al exterior con excepción de los que corresponden al Ministerio de Relaciones Exteriores y de aquellos que sean imprescindibles. De igual manera se instruirá a que todos los viajes al exterior, incluyendo aquellos de autoridades, se realizarán en clase turista.

  • Recorte en programas gubernamentales

Se realizarán reducciones a programas no prioritarios y otros programas debido a que se espera una menor ejecución producto de la actual pandemia. Este recorte afectará a programas del ámbito del turismo, la promoción internacional, el deporte y cultura y adicionalmente en varios programas se espera un retraso de ejecución de 4 semanas, lo que permitirá hacer espacio presupuestario para financiar estas medidas. Estas medidas no comprometen los gastos obligados por leyes permanentes (pago de pensiones, subvenciones escolares, subsidio familiar, posnatal, etc.).

  • Estricto seguimiento de compras públicas y contrataciones relacionadas con la emergencia sanitaria

Mientras dure el estado de excepción constitucional, se realizará un estricto seguimiento a las compras públicas y contrataciones de los Ministerios y Servicios correspondientes para que estas se paguen al valor que refleje el real costo de oportunidad de los servicio y bienes que se estás adquiriendo.

  • Reducción en gasto de materiales de oficina

Se realizará una reducción de los gastos de soporte de los Ministerios, es decir, aquellos relacionados con gastos en papelería, material de oficina, bodegaje. Estos gastos se reducirán comparando los gastos entre los servicios que son más eficientes, respecto de aquellos que tienen más de estos gastos para aumentar la eficiencia y el ahorro. También se prohibirán durante este año la renovación y contratación de nuevas líneas de telefonía celular.

  • Recorte en gastos de ceremonial y protocolo

Se reducirán los gastos de ceremonial y protocolo al mínimo. Durante este año, los servicios públicos y ministerios no podrán realizar celebraciones generales y aniversarios.

  • Se suspenden la compra de vehículos y mobiliario

Durante este año no se comprará ni renovará ningún vehículo que sea usado para el traslado de autoridades. Tampoco se realizarán gastos de habilitación o mejora de oficinas públicas, salvo las que estén comprometidas o queden inhabilitadas por alguna razón y deban ser reemplazadas. También se reducirá al mínimo la compra activos no financieros tales como mobiliario, programas y equipos informáticos, computadores, vehículos.

  • Revisión profunda de cuotas a Organismos Internacionales

Se revisarán las suscripciones de los Ministerios y Servicios Públicos a Organismos Internacionales de forma de reducir drásticamente estos pagos y reprogramarlos cuando sea necesario.

Ir arriba